Grasa infiltrada

Grasa infiltrada

La grasa infiltrada en el jamón ibérico es una característica única del cerdo ibérico, muy valorada por los amantes de este producto. Esta grasa se encuentra distribuida por todo el jamón, y se infiltra en el tejido muscular del animal durante su engorde.

La grasa infiltrada en el jamón ibérico es considerada una grasa saludable, ya que contiene ácido oleico, un tipo de ácido graso monoinsaturado que ayuda a reducir los niveles de colesterol LDL en la sangre. Además, esta grasa aporta una textura y sabor único al jamón, convirtiéndolo en un producto muy apreciado.

La cantidad de grasa infiltrada en el jamón ibérico dependerá de varios factores, como la raza del cerdo, su alimentación y el ejercicio que haya realizado durante su vida. Los cerdos ibéricos alimentados con bellota, por ejemplo, tienen una mayor cantidad de grasa infiltrada en su carne que aquellos alimentados con pienso.

En resumen, la grasa infiltrada en el jamón ibérico es una característica muy valorada por los consumidores, ya que aporta sabor y textura únicos al producto y además contiene ácido oleico, una grasa saludable.

Comentar

Tenga en cuenta, los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados.

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y se aplican la Política de privacidad de Google y los Términos del servicio.